Es una enfermedad neurológica crónica, que afecta al sistema nervioso central (cerebro y médula) que afecta a personas jóvenes y suele comenzar entre 25 a 30 años de edad. Aunque no se conoce la causa de la enfermedad con pleno detalle, existen evidencias importantes que indican que es una enfermedad autoinmune, esto quiere decir, que las propias defensas del organismo, afecta al sistema nervioso por equivocación, produciendo lesión.

Vaina de mielina

La mielina es una sustancia grasa que rodea y aísla los nervios, actuando como la cobertura de un cable eléctrico y permitiendo que los nervios transmitan sus impulsos rápidamente. La velocidad y eficiencia con que se conducen los impulsos nerviosos, permiten realizar movimientos suaves, rápidos y coordinados con poco esfuerzo consciente.

La esclerosis múltiple (EM) es una enfermedad causada por el daño a la vaina de mielina, la cubierta protectora que rodea a las neuronas, ocasionando que los impulsos nerviosos entre neuronas, disminuyan o se detengan.

 

La esclerosis causa lesiones desmielinizantes, neurodegenerativas crónicas, que pueden afectar cualquier parte del cerebro, nervio óptico y médula espinal. Los episodios pueden durar días, semanas o meses y se alternan con periodos de reducción o ausencia de los síntomas.

Signos y síntomas

  • Astenia (fatiga).
  • Pérdida de masa muscular.
  • Debilidad muscular y calambres.
  • Disfagia (dificultad para tragar).
  • Disartria (problemas de habla).
  • Insuficiencia respiratoria.
  • Disnea (dificultad para respirar).
  • Espasticidad (rigidez muscular).
  • Espasmos musculares.
  • Temblor de las manos.
  • Descoordinación en los movimientos.
  • Parálisis parcial o completa de una parte del cuerpo.
  • Visión doble o movimiento incontrolados de los ojos.

Diagnóstico

Ante la aparición de episodio de síntomas neurológicos en una persona joven, la sospecha de estar padeciendo esclerosis múltiple es muy elevada.

Tratamiento

El tratamiento tiene doble objetivo, por un lado detener la enfermedad y evitar que continúe su progresión y en segundo lugar intentar mejorar las lesiones del sistema nervioso que causan las secuelas. En el momento actual existen tratamientos que son parcialmente efectivos en el primer objetivo.

Últimas entradas de Paula Rojas H (ver todo)