Primeros Auxilios en Ataque Cerebrovascular

La escala prehospitalaria de Cincinnati, nos permite evaluar a un paciente con un posible accidente, ataque o derrame cerebral (ACV-ICTUS). Recordemos que un accidente cerebro vascular puede ser isquémico o hemorrágico.

Detección de un ACV

Aplicar la Escala Prehospitalaria de Cincinnati

1. Asimetría facial (haga que el paciente sonría)

Normal: ambos lados de la cara se mueven de forma simétrica.

Anormal: un lado de la cara no se mueve tan bien como el otro.

2. Fuerza en los brazos (haga que el paciente cierre los ojos y mantenga ambos brazos extendidos durante 10 segundos)

Normal: ambos brazos se mueven igual o no se mueven.

Anormal: un brazo no se mueve o cae respecto al otro.

3. Lenguaje (pedir al paciente que repita una frase)

Normal: el paciente utiliza palabras correctas.

Anormal: el paciente usa palabras incorrectas, arrastra las palabras o no puede hablar.

 

 

Si la persona presenta estos síntomas, llamar al 131 y/o trasladar a la persona a un centro asistencial, antes de cuatro horas y media. No se debe esperar a que se le pase, a mayor tiempo sin tratamiento mayor es la discapacidad o muerte. El paciente  debe ser puesto en tratamiento fibrinolítico para trombólisis. Al actuar con prontitud se puede prevenir su muerte, mejorar el pronóstico y reducir el número de secuelas.

Riesgos

  • Deterioro respiratorio durante la aspiración.
  • Obstrucción de la vía aérea superior.
  • Hipoventilación.

Si se conjuga una perfusión insuficiente con hipoxemia, empeorará la lesión cerebral.

Recordar si una persona presenta:

  1. Parálisis facial.
  2. Falta de fuerza en extremidad.
  3. Dificultad para hablar.

Llamar al 131 o trasladar a emergencia.

Últimas entradas de Paula Rojas H (ver todo)